Banfield En Su Salsa y Olimpo Renace



Banfield sigue dulce después de ganar el clásico: el pibe Ferreyra la metió sobre el final y le regaló tres puntos en la cancha de Tigre. El equipo de Méndez es puntero por lo menos hasta que se complete la fecha.
Tigre vivió una película de terror en Victoria. Y como no podía ser de otra forma, el protagonista terminó siendo Chuky Ferreyra, aquel pibe que lució la celeste y blanca del Sub-20 apareció en tiempo de descuento y le dio la victoria por 2-1 a Banfield, que se trajo tres puntos de oro.
En el trámite del partido, Tigre fue algo superior. Con Stracqualursi peleando todas, el Matador se cansó de ver como la totalidad de sus llegadas terminaban en las manos de un impecable Enrique Bologna. Banfield, más oportuno, se puso en ventaja con una aparición espontánea por izquierda de Carrusca, y el posterior pase al medio para la definición de Cristian García.
Ya en la segunda parte, los de Arruabarrena levantaron el nivel y encontraron la igualdad en los pies de Diego Morales, tras una nueva distracción de la defensa del Taladro. Minutos más tarde, Bustamante vio la roja por tocarla con la mano (merecida doble amarilla) y el DT rival dispuso el ingreso de Botta para ir a buscarlo con todo. Pero el acierto lo tuvo el Gallego Méndez, que se la jugó por el pibe Facundo Ferreyra, y el propio Chuky, a pura guapeza, fue el encargado de sellar el 2-1 final a falta de tres minutos. Triunfazo de Banfield y preocupante derrota de Tigre.




Maggiolo ganó por arriba y Olimpo también saltó a la punta. Además hubo otro premio para los bahienses: salieron de la zona de descenso directo. ¿All Boys? Ni con el ingreso de Ortega...
El empate con Godoy Cruz tenía que quedar en el olvido. En su afán por mantener la categoría, Olimpo sabía que no podía regalar más puntos en Bahía Blanca. Y cumplió, porque venció (con lo justo) 1-0 a All Boys, y dejó en el camino al descenso directo, para ponerse en Promoción.
Es cierto, a los de De Felippe le costó muchísimo quebrar la valla de Cambiasso, y sufrieron la ausencia de un generador de peligro. Pero un gran equipo siempre cuenta con un goleador preciso, y esa suerte tuvo Olimpo: Ezequiel Maggiolo, que venía de meterle dos a Racing, saltó en el segundo tiempo para clavar el cabezazo que sentenció el único gol del partido.
All Boys, a pesar del ingreso del Burrito Ortega y de Sebastián Ereros, no encontró esa potencia ofensiva que tanto le escaseó con Gigliotti y Matos arriba, y no logró convertir. Como si fuera poco, Eduardo Domínguez se fue de boca al final y terminó viendo la roja.
Ahora, los de Bahía Blanca pasan en el promedio tanto a Gimnasia La Plata como a Huracán, quedando a un pasito de salir de la zona de Promoción. All Boys suma dos puntos más que Olimpo, y todavía tiene aire.

Autor

Redactores Admin

Si te apasiona el fútbol y quieres escribir en golmundial.net envíanos un correo a info@golmundial.net

0 comentarios: